Tenga iroha Plus Kushi, un excelente vibrador blando con textura


El Tenga iroha+ Kushi me tiene loca, no solo porque es como una pieza de museo, sino porque es único y versátil.

Es como una bonita concha de mar de textura estriada, tan blanda que se puede estrujar como una pelota antiestrés. Cuenta con una vibración bastante profunda y sirve tanto para una estimulación difusa en toda la vulva como para frotarse zonas pequeñitas con mucha precisión, gracias a su puntita.

Este juguete blando tiene potencial para varios gustos y es el primer vibrador ideal para muches que empiezan a experimentar con juguetes sexuales.

Ventajas

  • Se puede encajar en la vulva de mil maneras; es para todos los tamaños y formas de vulvas y clítoris.
  • Al ser blandito, incluso en la punta, no se clava. Puedes presionar hasta el infinito y no molesta.
  • Es resistente al agua y sumergible (hasta 50 cm), apto para la bañera.

Inconvenientes

Compara precios para el iroha+ Kushi en Amazon y Erotic feel.

Actualizaciones de este artículo

Publicamos la primera versión de este artículo el 8 de febrero de 2021.

Nuestra crítica completa del Tenga iroha+ Kushi y sus funciones

Las vibraciones de este juguete son bastante profundas, de las que retumban.

Yo soy muy sensible a la vibración externa fuerte, que no tolero igual de bien que la interna en la vagina o en el ano pero, en el nivel inferior, las de este juguete me resultan sumamente placenteras.

Las posibilidades son muchas:

Me encanta abarcar toda la vulva anidándome el juguete entero para conseguir una estimulación difusa o bien centrarme en el glande del clítoris, dar circulitos o reseguir ochos por los labios con la puntita, para una estimulación focalizada.

También recomiendo insertar la punta blanda del iroha+ Kushi en la entrada de la vagina, colocando el juguete de perfil. Es una forma ideal de estimular esta zona erógena. Siento mucho placer cuando me centro en este punto, sin entrar más adentro.

Si disfrutas restregándote contra cojines y almohadas, con esta concha subirás de categoría, ¡con o sin vibración!

Niveles de potencia, patrones rítmicos y comodidad de los botones

Puedes elegir entre 5 niveles y 2 patrones rítmicos, uno al compás y otro ondular con crescendo y decrescendo.

Ambos patrones rítmicos equivalen al nivel 5, el máximo nivel de potencia.

Puedes subir o bajar de nivel fácilmente pulsando los botones +/-.

Los botones son cómodos, fáciles de apretar y accesibles.

Es un gran punto a favor que haya dos botones en vez de uno que te obligue a pasar por todos los niveles.

Además, como la parte trasera no vibra demasiado, no se te duerme la mano en sesiones extensas.

Entre les amantes de las vibraciones fuertes, este juguete está a la altura, ya que ha suscitado pocas críticas negativas. Yo soy muy sensible a la potencia, pero sorprendentemente, las vibraciones profundas del Kushi no me echan para atrás. Eso sí, me suelo quedar con el nivel 1.

Curiosamente, no he encontrado ninguna crítica en la que se valoren los patrones rítmicos, aunque suelen ser una opción buscada en los juguetes en general.

Yo no puedo disfrutarlos porque equivalen al nivel 5 y son demasiado potentes para mí, pero en otros juguetes parecidos, como el Pom de Dame Products o el Mimi Soft de Je Joue, se puede regular la potencia de los patrones rítmicos.

Un día, por accidente, apreté el botón + y le di más caña sin querer cuando me estaba corriendo, en el momento justo. Fue explosivo, no diré más. ¡Este accidente habrá que repetirlo!

Forma, textura, sensaciones y posturas compatibles

Lo que hace del iroha+ Kushi un juguete singular, más allá de la atrayente estética japonesa y su color crema, es la textura estriada.

Los juguetes blandos no abundan, pero hay oferta. Eso sí, no hay ninguno con una textura tan diferente y que dé tanto juego.

Te presento mis jugueteos favoritos:

  • Me masajeo toda la superficie de la vulva frotando arriba y abajo con el juguete para sentir los suaves repliegues.
  • Lo monto como si fuera una almohada y noto los repliegues aún más. Así es como me corro más rápido con este juguete. ¡Admiro a la gente que lo consigue con los muslos de sus parejas! A mí siempre me quedará el Kushi.
  • Me meto la puntita en la entrada de la vagina, colocando el juguete de perfil. Lo presiono mucho contra la piel y acabo corriéndome muy fuerte. Siento pulsaciones en la vulva al terminar, lo cual me pasa en otras circunstancias, pero solo de vez en cuando.
  • Con la punta, dibujo circulitos y ochos por diferentes partes de la vulva y alrededor del clítoris.
  • Cierro las piernas y… ¡manos libres!
  • Lo uso sin vibración porque incluso apagado da mucho de sí.
  • Me recorro todo el cuerpo con él.
  • Me estimulo los pezones con la punta.
  • Presumo del juguete más bello de mi colección siempre que puedo.
  • Posturas en pareja: como no se clava y se puede colocar de diferentes maneras, no estorba. Encaja bien en la postura de la amazona o cowgirl. También es perfecto para hacer el sándwich entre cuerpo y cuerpo.

Seguridad y comodidad de los materiales

La superficie del Kushi es de silicona segura, y la parte trasera es de plástico ABS; materiales no tóxicos y no porosos que resisten al crecimiento bacteriano, como te explico en el artículo sobre materiales seguros.

La silicona es muy agradable al tacto; es la más suave que he tocado en un juguete sexual, y comparable a algunas copas menstruales como las Intimina.

Compatibilidad con lubricantes

La marca desaconseja los lubricantes a base de aceite y silicona porque pueden dañar el producto. Usa solo los acuosos. Aquí tienes mis lubricantes preferidos.

Uso bajo el agua: sensaciones en la bañera

Se puede sumergir hasta 50 cm, así que no hay problema si te lo llevas a la bañera.

Las vibraciones del Kushi son bastante profundas, pero si buscas vibraciones aún más intensas, esta es tu solución (para mí fue demasiado).

Cabe decir que bajo el agua se pierde la lubricación natural: el glande del clítoris está más seco y se vuelve más sensible.

Limpieza y mantenimiento. ¿Cómo se limpia y dónde es mejor guardarlo?

Recomiendo limpiarlo con agua tibia y jabón neutro y secarlo con una toalla que no deje pelusilla.

Ten en cuenta que para secarlo se tarda más que con otros juguetes sin recovecos.

El fabricante desaconseja el agua caliente y el alcohol o los limpiadores muy ácidos o muy alcalinos, porque pueden desfigurar el producto. Vigila si optas por usar limpiadores en espray o toallitas, como te explico en el artículo sobre cómo limpiar juguetes sexuales.

La base de carga protege del polvo y se puede usar para guardarlo. Si quieres opciones menos voluminosas, aquí tienes nuestras recomendaciones de estuches y fundas.

Si te lo quieres llevar por ahí, echa un ojo a este artículo sobre cómo viajar con juguetes sexuales.

Sonido/ruido: no es el juguete más silencioso, pero nada escandaloso

Es equiparable a otros vibradores considerados silenciosos: se puede oír un poquito desde fuera de la habitación si escuchas con atención.

A mí me puede llegar a desconcentrar a partir del nivel 3, pero me pongo una de mis listas de reproducción para momentos sexis y deja de ser un problema. Bajo el edredón se oye mucho menos también.

Escucha los 5 niveles del Tenga iroha+ Kushi

Duración de la batería y carga

El iroha+ Kushi cuenta con una batería de iones de litio, como las de los móviles.

Se tarda 120 min. para cargarlo completamente. Según el fabricante, la batería dura 1 hora aprox. en uso continuado, aunque tengo la sensación de que me dura más.

El cable se conecta a la base y es USB mini, compatible con cargadores estándar.

Base de carga magnética del Tenga iroha+ Kushi, con entrada USB mini

Peso y tamaño

Pesa 98 gramos y mide 88 mm de longitud, 61 mm de ancho y 40 mm de altura.

Es cómodo, ligerito y suficientemente ancho para estimular toda la vulva.

Es un buen juguete para llevarse de viaje o en el bolso, aunque la base es un poco aparatosa porque ocupa más espacio. También te lo puedes llevar en en una funda y sin la tapa.

Diferencias entre todos los Tenga iroha e iroha+: Kushi, Tori y Yoru vs. Yuki, Sakura y Midori

Gama iroha+: más grandes, más resistentes al agua, con más niveles y patrones rítmicos

Los tres juguetes de la gama iroha+ de Tenga son blanditos como un malvavisco o nube firme y a prueba de bañera. Cuentan con 5 niveles y 2 patrones rítmicos.

El iroha+ Kushi, la concha color crema, es el único con textura estriada, tiene una pronunciada curvatura convexa y la puntita más corta y estrecha de los tres.

Medidas: 88 x 61 x 40 mm.

Compara precios para el Kushi en Amazon y Erotic feel.

El iroha+ Tori, el pajarito rojo, es liso y tiene una ligera curvatura cóncava, con una puntita corta y ancha.

Medidas: 98 x 55 x 40 mm.

Compara precios para el Tori en Amazon y Erotic feel.

El iroha+ Yoru, la ballenita negra, también es liso, tiene una curvatura convexa, una boca para pellizcar la piel con suavidad y su puntita es ancha y la más larga.

Medidas: 98 x 55 x 40 mm.

Compara precios para el Yoru en Amazon, Erotic feel y Good Vibes (EE. UU.).

Una de las grandes ventajas del Tori y el Yoru en comparación con el Kushi es que, al ser lisos, se tarda mucho menos en limpiarlos porque se secan más fácilmente.

Gama iroha: más compactos, más lisos, convexos y con vibraciones más concentradas en la punta

Los juguetes de la gama anterior que Tenga sacó al mercado, llamada iroha, también ofrecen esta ventaja, ya que son completamente lisos, y no dejan de ser igual de blandos.

Son más económicos, también se pueden lavar sin problema porque son resistentes a salpicaduras, pero a diferencia de los nuevos, no son aptos para la bañera y cuentan con menos niveles de vibración (3 en vez de 5) y un solo patrón rítmico en vez de 2.

Todos ellos son bastante más pequeños que los iroha+ y cuentan con una curvatura convexa.

Los iroha concentran la mayor intensidad de las vibraciones en la punta. Se puede notar una diferencia entre la punta y el resto del cuerpo, donde las vibraciones son más difusas, a diferencia de los iroha+, que son igual de intensos en toda la superficie del juguete.

El iroha Yuki, el muñequito de nieve, tiene una punta ancha que se puede insertar un poco en la entrada de la vagina.

Medidas: 82 x 57 x 38 mm.

Compara precios para el Yuki en Amazon, Erotic feel, Good Vibes (EE. UU.) y Babeland (EE. UU.).

El iroha Sakura, la flor de cerezo, cuenta con una doble punta para pellizcar la piel con suavidad.

Medidas: 83 x 54 x 39 mm.

Compara precios para el Sakura en Amazon, Erotic feel, Good Vibes (EE. UU.) y Babeland (EE. UU.).

En cambio, el iroha Midori, el pastelito mochi de té verde, tiene una punta redondeada bastante ancha y corta, no insertable como la del Yuki.

Medidas: 77 x 59 x 39 mm.

Compara precios para el Midori en Amazon y Erotic feel.

Otros juguetes blandos muy bien valorados: los juguetes planos Pom de Dame Products y Mimi Soft de Je Joue

Si quieres un juguete de silicona blando y liso, pero plano en vez de curvado, aquí tienes dos soluciones de tamaño pequeño (más parecidos a los iroha que a los iroha+). La gracia de estos juguetes planos en forma de guijarro es que se pueden colocar por dentro de la ropa interior e incluso llevar puestos.

El Pom y el Mimi Soft están contraindicados con los lubricantes de silicona, pero no con los lubricantes a base de aceite, a diferencia de los iroha y los iroha+.

El Pom es de silicona de grado médico, es flexible; se puede curvar. No es tan blando como los iroha y los iroha+, ya que no es tan estrujable, pero se aproxima a estos.

Tiene más patrones rítmicos que los iroha+ (4 en vez de 2) y el mismo número de niveles (5). A diferencia de los Tenga, con el Pom puedes bajar y subir la potencia de los patrones rítmicos.

También cuenta con una pequeña zona puntiaguda para mayor precisión en zonas pequeñas como el glande del clítoris.

Muches crítiques de juguetes sexuales están encantades con la suavidad de Pom y valoran mucho su forma, que encaja perfectamente en la palma de la mano.

Medidas del Pom: 82 x 56 x 30 mm.

Compara precios y colores para el Pom de Dame Products en No products found., Dame Products, Good Vibes (EE. UU.) y Babeland (EE. UU.).

El Mimi Soft tiene una punta blanda estrujable, pero bastante ancha, a diferencia de los anteriores. La gracia es que puedes presionar hasta el infinito sin que se te clave. Eso sí, la única parte realmente blanda es la punta.

Es el que tiene más patrones rítmicos (7), y cuenta con el mismo número de niveles que los iroha+ y el Pom (5). A diferencia de los Tenga, y al igual que con el Pom, con el Mimi Soft puedes bajar y subir la potencia de los patrones rítmicos.

Varies crítiques de juguetes valoran mucho los diferentes patrones rítmicos del Mimi Soft.

Medidas del Mimi Soft: 89 mm de largo x 127 mm de perímetro.

Compara precios y colores para el Mimi Soft de Je Joue en No products found., Good Vibes (EE. UU.) y Babeland (EE. UU.).

Conclusión: ¿es el iroha+ Kushi para ti?

Tenga iroha Plus Kushi
Un vibrador externo blando de silicona suave como el terciopelo, de textura estriada y versátil. Úsalo para estimularte toda la vulva o para masajearte el glande del clítoris con su precisa punta blanda, que también se puede insertar en la entrada de la vagina.

No Comment

Leave a reply

Your email address will not be published.